LA BONDAD DE LA LLUVIA

Cuando le preguntaron a Carlos Fuentes los motivos por los cuales se había ido a vivir a Londres, salió por la tangente(supongo que para no molestar a ningún compatriota) diciendo que como en Londres hace siempre tan mal tiempo, le cundía mucho más para leer y escribir.Dijo que en México las tentaciones de la vida social eran muy evidentes y difíciles de rechazar. Buscó, pues, en Londres, la tranquilidad para escribir algunas de sus mejores novelas. No le salió mal la cosa, como verifica su carrera.

Es bastante posible que las inclementicas climatológicas ayuden a levantar los índices culturales del país. Durante esta primavera lluviosa, se habrán leído más libros, se habrá visto más cine y alguna serie o se habrá visitado algún museo. No sé si hay un estudio que trate el tema (normalmente no hay estudios sobre nada interesante) pero esa es la intuición.

Esta Semana Santa se ha convertido en un cuento a lo García Márquez, con una lluvia intensa, constante, y no nos ha quedado otra que dedicar el ocio no al terraceo social, sino a las horas de novela, café y miradas melancólicas por la ventana.

Los lectores somos el colectivo que mejor saca al mal tiempo buena cara.

Esperemos que la primavera lluviosa nos deje disfrutar de la Feria del libro antiguo y de ocación del Paseo de Recoletos y de la Feria del libro del Retiro de Madrid.Hay que llenar las estanterías, como las hormigas, de alimento - espiritual- para los días lluviosos.

Discusión

Escribe el comentario:
V᠎ N M C F
 
blog/2019/04/20.txt · Última modificación: 18:30 20/04/2019 por david
Recent changes RSS feed Creative Commons License Donate Minima Template by Wikidesign Driven by DokuWiki